¿Qué hacer antes y después de una fumigación?

fumigacion

Si te estás viendo afectado a causa de insectos que resultan perjudiciales para tu salud, tu negocio o empresa… Ponte manos a la obra y pon en práctica uno de los métodos de control de plagas más efectivo, la fumigación. 

En este sentido existen diversas formas de desinfección a la hora de realizar un tratamiento en el área o espacio que presenta el problema, el cual dependerá desde a qué tipo de plaga se refiere hasta la magnitud de infección encontrada.

La propagación de las plagas es muy rápida por lo que en el momento de observar su existencia es necesario contrarrestarlas, ya que de lo contrario podrían ocasionar daños de suma importancia. 

Para llevar a cabo este tratamiento es necesario preparar las zonas de tal manera que sea efectiva y rápida su aplicación. 

Si deseas saber qué hacer antes y después de una fumigación, y que la misma genere los resultados esperados… ¡Te invitamos a seguir leyendo el siguiente post!

¿Qué hacer antes de una fumigación?

Las plagas son incómodas, antihigiénicas e incluso propagan enfermedades de diferentes índoles afectando así la salud pública. Según sea el caso a la hora de llevar a cabo una fumigación se debe realizar una evaluación del espacio y el material con que está diseñada el área de oficina, local, empresa, vivienda, jardín, entre otros, en función de generar un control y seguimiento en cuanto a los materiales necesarios y correspondientes a las necesidades del cliente. 

Una fumigación abarca desde tratamientos para termitas hasta el control de roedores, incluso algunos están dirigidos a pulgones que destruyen las plantas de los jardines. 

Para lograr una fumigación efectiva es necesario seguir las siguientes indicaciones:

  • Limpieza previa del área 

Es aconsejable la limpieza exhaustiva de la zona para que los productos químicos a aplicar realicen la función de manera adecuada.

  • Resguardo de material 

En toda oficina, local o vivienda existen materiales susceptibles que deben ser resguardados en el momento de aplicar el proceso de fumigación para evitar su contaminación.

  • Asegurar los alimentos 

Almacenar los alimentos en refrigeradores o armarios para evitar el contacto con cualquier material durante el trabajo de desinfección.

  • Apagar los equipos

Sobre todo ventiladores y aire acondicionado.

  • Separar los muebles

Es recomendable separarlos unos 30 cm de la pared para llevar a cabo la fumigación en todos los perímetros.

  • Desalojar las instalaciones

Se debe desalojar las áreas para realizar un trabajo más exhaustivo con mayor campo de acción. Donde a su vez se deben cerrar todos los accesos de aires para una mayor penetración de los productos, es decir, ventanas, puertas, entre otros.

¿Qué hacer después de una fumigación?

Una vez finalizado el proceso de fumigación, recomendamos seguir las siguientes pautas:

  • Cerrar la zona fumigada

Debe permanecer cerrada la zona fumigada de 2 a 4 h, teniendo en cuenta las recomendaciones del equipo de profesionales.

  • Abrir las ventanas

Ventilar la zona fumigada mínimo 2 h antes de entrar.

  • Limpiar la zona fumigada

Una vez transcurrido 24 h desde la fumigación, debe limpiar la zona. Es muy importante no hacerlo antes del tiempo recomendado por los expertos.

Contrata el servicio de fumigación con Contraplagas 

Si tienes una plaga y necesitas fumigar, no lo dudes y ponte en contacto con el equipo de Contraplagas… ¡Estarás en las mejores manos! 

La higiene y salud de quienes conviven, ya sea en tu hogar o empresa, son primordiales por lo que es sumamente importante controlar cualquier tipo de plaga.

¿Quieres realizar una fumigación en Fuengirola?  Contraplagas es tu mejor solución. ¡Contáctanos y despídete de una vez por todas de las plagas!

Comparte en Redes SocialesShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin