El picudo negro, pariente cercano del picudo rojo, ataca al ágave en Málaga

picudo negro del agave

El picudo negro o scyphophorus acupunctatus es una especie de escarabajo picudo perteneciente a la familia Curculinoide, a la cual también pertenece el conocido picudo rojo, pariente cercano que ataca a palmeras y que provoca grandes daños en Málaga. El picudo rojo vuelve a provocar daños en las palmeras de la zona, mientras que su pariente, el picudo negro, se alimenta de plantas como la yuca, aloe y ágave, por lo cual también es conocido como picudo negro del ágave.

agave afectado por picudoEl insecto adulto perfora las pencas de las plantas para llegar hasta su alimento, que se encuentra en el interior de la hoja. Posteriormente, estos insectos depositan sus huevos dentro de la roseta. Cuando las larvas de picudo negro eclosionan, el insecto acaba comiéndose las plantas desde el interior durante su desarrollo a adulto. Este insecto, además, introduce una bacteria que destruye la planta en su totalidad, provocando su pudrición completa.

El ágave americana, procedente de México, es una planta catalogada como especie exótica invasora en España. Esta planta de exterior e interior se encuentra extendida en Málaga y el resto de la Península ibérica, y es la más afectada por el picudo del ágave.

 

Para la exterminación del picudo negro, el proceso debe de contar con la desinfección previa, y la eliminación de la planta afectada, para que no se extienda a otros ejemplares de ágave, aloe o yuca. Es importante actuar de forma inmediata, ya que el desarrollo del insecto a su etapa adulta se produce en un período de 30 días.

Si piensas que tienes una plaga de picudo negro, no dudes en visitar nuestra web o llamarnos al 952 197 775 / 652 934 828.  Contraplagas dispone de un equipo de técnicos y biólogos que se ocupará de la eliminación de plagas como esta de su jardín.

El picudo negro, pariente cercano del picudo rojo, ataca al ágave en Málaga
4.7 (93.33%) 3 votes

Comparte en Redes SocialesShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Deja un comentario